Baby Lores 
Artista de reggaeton

Nacido en Cabonao, un pueblecito al lado de la ciudad de Cienfuegos, Yoandys "Baby Lores" González creció en el campo, y se considera un verdadero "guajiro", o campesino. El joven no se metió en la música por casualidad: nació para ello. "Todos los domingos eran como una fiesta en mi casa, porque mi abuelo era poeta y tocaba el laúd y la guitarra.. Solía llevarne al parque al lado de mi casa, donde la gente se reunía para cantar canciones sobre la vida del campo", recuerda.

Rodeado de músicos, pronto desarrolló sus habilidades y aprendió a tocar varios instrumentos, y a cantar. Igual de cómodo detrás del piano, con la guitarra, una batería o un micrófono, está considerado un prodigio de la música, y comenzó su carrera a la tierna edad de 11 años, con la banda de niños de Ciencifuegos llamada Ismaelillo.

A la edad de 16 años, Yoandis se mudó a La Habana, donde vive hoy en día. Su talento musical y su voz especial han hecho de él uno de los músicos más solicitados de la ciudad. Esta destreza le llevó a trabajar y a grabar como músico de sesión y como productor para leyendas del Regueton como Yulién, Eddy K o Gente de Zona.

Pero Baby Lores no tenía la intención de quedarse en las sombras de los estudios. Cuando el movimiento del Cubaton estaba floreciendo, decidió salir a la luz. "Me dije: `bueno, todo el mundo lo hace, todo el mundo se está haciendo famoso, parece fácil, puedo hacerlo'", dice. Así que, en el 2004, creó un dúo con su amigo Insurrecto antes de unirse a la banda legendaria Clan 537. Los dos pronto se hicieron famosos con éxitos como "La mujer del pelotero" o "La Caperucita".

Tras interrumpir su colaboración con Insurrecto en 2007, Baby Lores comenzó un nuevo dúo, con el compadre de Cubaton, el cantante El Chacal, y escribió varios éxitos ("Ella se va de control", "Si tú la vieras") antes de empezar su verdadera carrera como solista en 2009.

En la actualidad se ha convertido en uno de los artistas más comentados de la isla, y "ya no pued[e] andar por la calle ". Incluso si sigue trabajando en la producción, sigue centrado en su propia música y ha publicado muchos singles, incluído "Dime qué más", su reciente colaboración con el rapero cubano de fama mundial Roldán, miembro del grupo de hip hop de culto Orishas.